Reggio’s Weblog

Dos elecciones con aires de cambio, de Enrique Badía en Estrella Digital

Posted in Política by reggio on 2 marzo, 2009

El análisis más fino de los resultados electorales en Galicia y Euskadi permitirá más interpretaciones que las apresuradas cuando una mínima parte de los votos está todavía pendiente de computar, pero lo ya conocido sugiere algunos mensajes que considerar. Uno, bastante claro, es que se han mantenido e incluso reforzado ligeramente los índices de participación; un dato que tiene distinta lectura en una y otra Autonomía, pero en todo caso positiva.

Las autonómicas vascas han sido las primeras en las que el mundo más radical (HB y derivados) no concurría con listas propias, sino patrocinando una mezcla de voto nulo y abstención. La suma de ambos efectos es difícil, pero en todo caso da la sensación de que queda por debajo del apoyo tradicional prestado a las tesis próximas al mundo etarra. A lo que cabe añadir el significado atribuible al notable ascenso de la alternativa que encarna Aralar.

El mapa parlamentario en Vitoria va resultar, en todo caso, algo más complicado que el mantenido durante los cuatro últimos años, con expectativas, la verdad es que no fáciles, de sustituir tres décadas de gobierno bajo la batuta del Partido Nacionalista Vasco (PNV), a partir de un hipotético pacto entre socialistas (PSE) y conservadores (PP), aunque tampoco se pueda ni deba descartar la reedición de un ejecutivo PNV-PSE; una hipótesis que es probable llevaría aparejado un cambio de orientación política, lejos de la doctrina inherente al Plan Ibarretxe, incluso ¿con otro lehendakari nacionalista? Sin olvidar que las tres diputaciones forales van a seguir en manos nacionalistas al menos dos años, con todo lo que eso significa en esos territorios.

La lectura del resultado de los comicios gallegos parece más clara, sin perjuicio de una mayor profundización posterior. El electorado se ha decantado de forma bastante apreciable por rechazar la corta experiencia de Gobierno bipartito, una única legislatura, devolviendo la mayoría absoluta al PP. No sería demasiado exacto decir que se ha producido un vuelco respecto de los comicios del 2004, dado que entonces apenas siete mil votos privaron a los conservadores del escaño 38 necesario para mantenerse en el poder, aunque sí es cierto que esta vez la ventaja ha sido bastante más apreciable que la obtenida entonces por PSG y BNG para gobernar.

Más allá de las respectivas interpretación y trascendencia en clave autonómica, está la que pueda atribuirse a escala estatal. En este aspecto, no cabe duda que va a suponer un balón de oxígeno para el PP, en uno de sus momentos más complicados de los últimos años, y en particular para el por muchos discutido liderazgo de Mariano Rajoy. Claramente por la victoria en Galicia y algo menos por la capacidad de resistencia mostrada en Euskadi, con un adquirido papel de potencial árbitro para determinar o no la ubicación del primer no nacionalista al frente del Ejecutivo de Vitoria desde 1979.

Para los socialistas, en cambio, queda la dualidad agridulce de ostentar una posibilidad de ganar el poder en el Gobierno vasco y haber fracasado en su intento de sumar una segunda legislatura al frente de la Xunta.

A modo de apunte final de este repaso apresurado cabe preguntarse en qué medida pueda haber incidido la crisis económica en las tendencias manifestadas de voto en las dos Comunidades. Será probablemente asunto para una ulterior interpretación.

Anuncios
Tagged with:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: