Reggio’s Weblog

¿Habrá foto de grupo?, de M. Dolores García en La Vanguardia

Posted in Economía, Política by reggio on 26 agosto, 2008

SIN PERMISO

Un descuido, una compañía incómoda, una sonrisa cuando no toca… Una fotografía en cualquiera de esas situaciones puede complicar la carrera de un político. Flaco favor le hizo a Aznar la imagen con los pies sobre la mesa en el rancho de Bush… O a Maragall la idea de fotografiar a un Carod coronado de espinas en una calle de Jerusalén… También hay instantáneas que los políticos persiguen en un un momento dado, pero que acaban por resultar embarazosas al cabo de un tiempo. Como la de Jordi Pujol con Aznar en el hotel Majestic para sellar un pacto que luego chirriaba en plena campaña electoral posterior. Una fotografía puede acarrear a un político contratiempos insospechados, pero aún así se desviven por atraerse el objetivo de la cámara. Porque con las fotos se hace política. Para Zapatero, son un insustituible instrumento político, del que a veces abusa.

Al mismo tiempo, Zapatero conoce la atracción fatal que una foto con el presidente del Gobierno ejerce en otros políticos y sabe que a veces ni siquiera es necesaria la imagen física. Cuando Artur Mas desencalló el Estatut con una negociación nocturna en la Moncloa no se difundió instantánea del encuentro, si bien de tanto como se ha narrado podemos imaginarlos fumando un cigarrillo mientras revisan papeles con los cortinajes del palacio presidencial al fondo. En todo caso, hubo retrato posterior: Mas y Duran flanqueando a Zapatero en la puerta de la Moncloa rubricaron el pacto. Y, sobre todo, hubo una pataleta de ERC, que se quedó compuesta y sin foto.

Mucho se discutió entonces sobre si los partidos catalanes habían actuado con cicatería en aquella negociación estatutaria, barriendo para sus propios intereses. Zapatero apareció como el taimado negociador que logra dividir al bloque adversario seduciendo a uno de los componentes. Así que, cuando la semana pasada ICV se avino a complacer al presidente, evitando su comparecencia en el Congreso para explicarse sobre la financiación catalana a cambio de una prórroga negociadora de tres meses, el paralelismo con el Estatut se hizo evidente. El líder de ICV, Joan Saura, quería aparecer como el titán que doblegaba la cerviz del Gobierno central con el plazo de tres meses, cuando todo ello no era más que una maniobra para hacer de la necesidad, virtud. ERC, que se enteró por la tele de los flirteos de Saura con De la Vega, montó una escena de celos. Por su parte, CiU se esfuerza por aparecer como la abanderada de la delegación catalana y no como comparsa de Montilla.

En estos meses de negociación financiera abundarán las proclamas por la unidad, pero unos y otros se mirarán de soslayo por si algún listo quiere atribuirse méritos o desligarse de posibles fracasos. Sólo el PSC tiene la imperiosa necesidad del acuerdo. ERC, ICV y CiU se vigilan de reojo por si uno de ellos decide no salir en la foto y arrogarse en exclusiva el papel del catalán ofendido. Zapatero lo sabe y procurará que no haya foto de grupo.

Zapatero seduce al PNV

Josu Erkoreka, portavoz del PNV en el Congreso, insiste en mostrar su disposición a apoyar los Presupuestos del Estado. Entre los parlamentarios socialistas no pasa desapercibido que un sector del PNV prefiere un pacto con el PSE en el País Vasco tras las próximas elecciones y que para ello Ibarretxe es un problema. Y ven en la actitud solícita de Erkoreka sus esperanzas de tener un papel relevante en el futuro Ejecutivo vasco.

La Almudena y la Diada

Los diputados catalanes en el Congreso volverán a perderse el 11 de Setembre en Catalunya, pero este año será para adecuar el calendario de la Cámara baja a la festividad de la Comunidad de Madrid. El primer pleno debería empezar el 9 de septiembre, pero como ese día se celebra la Almudena, se ha aplazado al 10. Como los plenos se prolongan durante al menos dos días, los diputados catalanes en Madrid no podrán ir a los actos de la Diada en Catalunya. Disfrutarán del puente madrileño, no del catalán.

Kosovo sí, Osetia no

Cuando Kosovo votó su independencia, los líderes de ERC aprovecharon para defender el derecho de autodeterminación y establecer paralelismos con Catalunya. En cambio, no han hecho tanto énfasis en el caso de Osetia del sur. ¿Acaso los osetios no tienen el mismo derecho a decidir su asimilación a Rusia?

mdgarcia@lavanguardia.es

Anuncios
Tagged with:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: