Reggio’s Weblog

El Gobierno, en un cuello de botella, de Germán Yanke en Estrella Digital

Posted in General by reggio on 4 agosto, 2008

El Gobierno, al parecer, debate sobre las grandes líneas de la política económica. Al menos hasta el comienzo de este mes de agosto, en el que las vacaciones suponen un alto en las discusiones y la continuación de la política económica que se ha venido desarrollando. Al fin y al cabo —no hay más que escuchar al presidente—, confía más en lo que pueda llegar de fuera (el fin de la crisis financiera internacional, el milagroso descenso del precio del petróleo, etc.) que en lo que su Gobierno pueda hacer, sobre todo con urgencia. Mientras, el vicepresidente Solbes se siente a gusto en el debate, como si el Ejecutivo, ineficiente con las soluciones y pasmosamente equivocado en las previsiones, pudiera mutar en un animoso grupo de análisis, en un discutidor grupo de estudios.

No quiere el Gobierno “devolver” dinero a las empresas y particulares, lo que, en todo caso, debería hacerse mediante una adecuada bajada de impuestos y no por el habitual sistema de subvenciones arbitrarias. Y no quiere hacerlo porque no sabe qué partidas recortar si los ingresos del Estado disminuyen y no se quiere aumentar el déficit. Está en un cuello de botella y no encuentra la salida. Para empezar, las rebajas fiscales no suponen automáticamente menos ingresos como la propia economía española ha demostrado en los últimos decenios. Si se plantea como una medida de cara a la evolución de los mercados y no como un favor a determinados sectores, puede dar lugar a un incremento de la actividad, ahora paralizada, que lleve consigo mayores ingresos. Y, para terminar, la parálisis gubernamental termina significando que la solicitud de rigor y de “apretarse el cinturón” es algo para los ciudadanos y las empresas y no para las cuentas públicas. Curiosa paradoja, ya que el déficit —que ya tenemos— y el aumento del gasto público —que ya se ha aprobado— son, en definitiva, impuestos que pagan todos los ciudadanos y especialmente los más desfavorecidos.

Si la necesidad de actuar con urgencia, y de otro modo, no surge del peculiar debate gubernamental, debería surgir de la desafección de los ciudadanos, como revelan las últimas encuestas. Para gabinete de análisis se basta el PP con su comisión de seguimiento de la crisis, una idea interesante que debería haber servido para incorporar especialistas ajenos al núcleo duro de la dirección del partido, como una suerte de gabinete en la sombra, aunque sólo fuese en materias relacionadas con la economía. El PP se ve ahora beneficiado en los sondeos por la parálisis gubernamental, pero la ventaja recortada no es un seguro, sino una posibilidad que se aprovechará en la medida en que la derecha despliegue la pedagogía política para explicar sus propuestas y soluciones.

Anuncios
Tagged with:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: